¿Cómo empezamos el año?... ¿Cuál es la estrategia?

Actualizado: may 20

Febrero 2019


Luego de experimentar el peor diciembre en 90 años, las acciones de Estados Unidos (EEUU), representadas por el índice S&P500 y referentes de las inversiones en el mundo, tuvieron el mejor enero en 30 años.


Las acciones de EEUU están cerca de alcanzar sus niveles máximos históricos y consolidar una de las recuperaciones más rápidas de la historia, solo 2 meses después de una de las caídas más profundas (se cayó -20%) en 8 años. Normalmente las recuperaciones tardan entre 3 y 12 meses.


En lo que va del año, el Portafolio Modelo Gamnic (PMG), base sobre la cual diseñamos el Fondo de Preservación de Capital (Fondo PMG), viene rindiendo +6.30% en dólares. Es el mejor inicio de año para el portafolio desde que comenzamos hace casi 10 años.


A pesar de la recuperación, los temores de una recesión económica siguen presentes. Por ese motivo, hemos decidido ser aún más conservadores reduciendo la posición de acciones en el portafolio.


La estrategia de inversión es seguir participando del mercado, protegiendo lo ganado y dándonos más espacio para aprovechar futuras oportunidades de valor. ¿Por qué se recuperó tan rápido? ¿Por qué hay tanta volatilidad? ¿Es posible anticiparse a la volatilidad? ¿Qué esperamos para este 2019? ¿Cuál es la estrategia? ¿Qué recomendamos?


¿Por qué se recuperó tan rápido?

Porque estamos en un ambiente de alta volatilidad. La volatilidad es la fluctuación “veloz” y significativa en los precios de los activos financieros. No sólo hacia abajo, como sucedió el año pasado, sino también hacia arriba, como viene sucediendo este año.


¿Por qué hay tanta volatilidad?

La volatilidad que estamos viviendo es consecuencia, principalmente, del temor a una recesión económica. Varios motivos explican porque ese temor se mantiene: (1) Estamos en el ciclo de crecimiento económico más largo de la historia (10 años). (2) Estamos en un escenario de menor estímulo económico (el costo de financiamiento está subiendo). (3) El ritmo de crecimiento económico del mundo se está desacelerando. (4) Estamos en el periodo de subida en precios de los activos financieros más largo de la historia (10 años también). (5) Los temas políticos coyunturales como el cierre parcial del gobierno de EEUU (“shutdown”) y el conflicto comercial con China.


¿Es posible anticiparse a la volatilidad?

No. La volatilidad es un fenómeno que responde, principalmente, a factores emocionales.


Las decisiones de corto plazo de los inversionistas que participan del mercado suelen estar cargadas de emoción, y los cambios emocionales, que determinan los cambios en los precios, son imposibles de predecir.


Generalmente, los inversionistas cambian de opinión de un extremo a otro, rápidamente y en conjunto. Un día son optimistas con respecto al futuro, y al día siguiente, sin que necesariamente haya cambiado algo, son pesimistas.


Si bien no es posible anticiparse a la volatilidad, sí podemos manejarla. Históricamente, luego de periodos de mucho negativismo, vienen periodos de mucho positivismo. A grandes correcciones (caídas de -10% o -20% en los precios) suelen seguirles grandes recuperaciones. Mantenerse invertido, e incluso invertir más, es la manera de manejar la volatilidad.

¿Qué esperamos para este 2019?

Esperamos que la volatilidad continúe durante el año. Aunque es imposible predecir el futuro, sí podemos tener una idea de donde estamos hoy.


A medida que los días, semanas y meses pasan, el ciclo económico se hace más largo y el fantasma de la recesión económica se hace más grande. Eso no quiere decir que estemos cerca de la recesión, pero sí que los inversionistas estarán cada vez más sensibles.


Mientras más emocionales sean, más volatilidad podemos esperar, y más conservadores tenemos que ser.

En el largo plazo, las emociones y la volatilidad quedan de lado, y la tendencia de crecimiento es hacia arriba. Esa tendencia es positiva porque el mundo sigue creciendo y expandiéndose. Se crean nuevas necesidades y se resuelven otras. El ser humano se desarrolla y con él, sus empresas y economías. Ese es el pilar de nuestra filosofía de inversión y el motivo por el cual nos enfocamos en EEUU, el motor de crecimiento e innovación del mundo.


¿Cuál es la estrategia?

La estrategia para este año es ser más conservadores. Desde inicios del año hemos venido reduciendo la posición objetiva en acciones en el portafolio de 45% a 35%.


Primero, realizando las ganancias producidas por las compras que hicimos luego de las caídas del año pasado. En los últimos días, reduciendo aún más la posición en acciones frente a nuestra perspectiva de que la alta volatilidad continúe.


Si las acciones de EEUU regresan o superan sus niveles máximos históricos, el portafolio participa del escenario positivo. Si las acciones se caen, el portafolio se cae menos y tiene más espacio para comprar y aprovechar oportunidades de valor a menores precios. Con esta estrategia, frente a una caída, el portafolio se recupera más rápido y gana puntos adicionales de rendimiento en el proceso.


¿Qué recomendamos?

Mantener el enfoque en una mezcla conservadora y líquida de fondos de acciones y bonos de las principalmente empresas de EEUU. Estas son las inversiones que lideran los rendimientos del mundo y que, frente a una caída, son las que más rápido se recuperan. Son las inversiones más transparentes, eficientes y que representan el menor nivel de riesgo para alcanzar el objetivo de cuidar y hacer crecer el dinero en el tiempo.


Como siempre quedamos a tu disposición para resolver cualquier consulta.




Un abrazo,


Nacho, Aldo,

Renzo, Luciana y Alberto


0 vistas

INDEPENDIENTE SAF 

Todos los derechos reservados

  • Facebook icono social
  • Icono social Instagram
  • Icono social LinkedIn